A diario escuchamos lo complejo que es manejar un negocio. De hecho, así es, sin embargo, es aún más complicado cuando no has recibido ninguna formación como empresario.

Plantéatelo de esta manera. Un/a estudiante universitari@ de odontología. El/la cual se pasa estudiando 4 años sin parar (eso en caso de que acabe la carrera con todo aprobado), aprendiendo a ejecutar tareas. Finaliza la carrera, realiza un máster, el cual dura otros 3 años (aproximadamente) y por el que ha pagado miles de euros. Finalmente, acaba su formación y decide abrir su propia clínica,

¿y ahora qué?

Sinceramente, creo que a este punto han llegado decenas de miles de personas. Al punto en el cual te planteas cómo puede ser que inviertas tanto dinero en tu formación y acabes sin tener ni idea de cómo poder crear tu propia fuente de ingresos a través de los conocimientos adquiridos.

Si fuese por nosotros, no dejaríamos que nadie emprendiese sin, al menos, saber vender. Nadie nos forma como empresarios, aprendemos a base de errores. Si las pymes y las pequeñas empresas son el motor del país, ¿por qué no nos enseñan a gestionar nuestro propio negocio? Ojo, es muy distinto gestionar un negocio que ejecutar tareas. De lo primero vamos justitos en nuestra educación.

¿Esto que provoca? Que la mayoría de Pymes y pequeñas empresas no duren más de 5 años y que se retroalimente la creencia de que emprender es un suicidio. ¿Qué queremos decir con esto? Sencillo, antes de emprender, fórmate como empresario. Trabaja en ti y aprende de los grandes. Tus resultados dependerán exclusivamente de tus capacidades. Si no consigues hacer funcionar un negocio, significa que careces de las capacidades.

A diario escuchamos lo complejo que es el manejar un negocio. De hecho, así es, sin embargo, es aún más complicado cuando no has recibido ninguna formación como empresario.

Plantéatelo de esta manera. Un/a estudiante universitari@ de odontología. El/la cual se pasa estudiando 4 años sin parar (eso en caso de que acabe la carrera con todo aprobado), aprendiendo a ejecutar tareas. Finaliza la carrera, realiza un máster, el cual dura otros 3 años (aproximadamente) y por el que ha pagado miles de euros. Finalmente, acaba su formación y decide abrir su propia clínica,

¿y ahora qué?

Sinceramente, creo que a este punto han llegado decenas de miles de personas. Al punto en el cual te planteas cómo puede ser que inviertas tanto dinero en tu formación y acabes sin tener ni idea de cómo poder crear tu propia fuente de ingresos a través de los conocimientos adquiridos.

Si fuese por nosotros, no dejaríamos que nadie emprendiese sin, al menos, saber vender. Nadie nos forma como empresarios, aprendemos a base de errores. Si las pymes y las pequeñas empresas son el motor del país, ¿por qué no nos enseñan a gestionar nuestro propio negocio? Ojo, es muy distinto gestionar un negocio que ejecutar tareas. De lo primero vamos justitos en nuestra educación.

¿Esto que provoca? Que la mayoría de Pymes y pequeñas empresas no duren más de 5 años y que se retroalimente la creencia de que emprender es un suicidio. ¿Qué queremos decir con esto? Sencillo, antes de emprender, fórmate como empresario. Trabaja en ti y aprende de los grandes. Tus resultados dependerán exclusivamente de tus capacidades. Si no consigues hacer funcionar un negocio, significa que careces de las capacidades.


X