Siete de cada diez españoles reconocen ser poco productivos en su puesto de trabajo, donde necesitan mejorar el rendimiento que obtienen de su tiempo. Así lo avala el estudio La gestión del tiempo en Micropymes y Pymes, elaborado por la Escuela de negocios española para emprendedores Level UP, en el que menos de un tercio afirma que tiene una productividad adecuada en el ámbito laboral, conformado en su gran mayoría por autónomos y Pymes, que suponen más del 99% del tejido productivo del país.

Según el estudio, además, uno de los principales problemas con los que conviven los trabajadores es la dificultad de conciliar vida laboral con la familiar, aspecto que incide directamente en el insuficiente rendimiento laboral, el factor más relevante en la falta de resultados de las empresas.

La óptima productividad es prácticamente inexistente entre el sexo masculino. Por el contrario, el 2% de mujeres encuestadas considera tener un rendimiento excelente, mientras que respecto a los cargos que se ocupan en la empresa, los que más suspenden su productividad son los mandos intermedios (12,5%), seguidos de dueños o propietarios (10%). Por su parte, los empleados, aunque son los que menos se avalúan negativamente (3,9%), son los que más consideran que necesitan mejorar en este aspecto (64,4%).

El rendimiento insuficiente, el origen principal de la falta de resultados

Precisamente este rendimiento insuficiente es “el origen principal de la falta de resultados” en las Pymes, tal como explica Carlos Delgado, CEO y fundador de Level UP. “Los autónomos y emprendedores deben duplicar su productividad si desean destacar empresarialmente”, afirma, algo que es posible aplicando “un proceso constante, repetitivo y periódico de automatización y delegación de tareas”, para que “otras personas de la compañía puedan asumir el crecimiento del negocio”.

Asimismo, expone que “aquello que determina como de lejos llega una empresa es saber muy claro dónde se quiere llegar, para trabajar constantemente en esa dirección”, después de constatar, a través del mismo estudio, que el 90% de personas que suspenden su productividad no utilizan procedimientos para asignar tiempos a cada labor, y hasta el 50% no planifican sus tareas diarias.

Dedicar más tiempo a la pareja y la familia

 

Por su parte, el estudio La gestión del tiempo en Micropymes y Pymes, respondido por 433 personas, también revela que más de la mitad de los encuestados (52,19%) desearían dedicar más tiempo a la pareja y la familia, en detrimento de las horas en el trabajo. La segunda elección es el ocio y el tiempo libre (29,5%), y en tercer puesto se sitúa el deporte, por el que optan el 12,7% de los entrevistados. “Lograr la correcta conciliación familiar pasa por saber gestionar el tiempo con los mecanismos adecuados”, remarca Delgado, destacando la importancia de poder conseguirlo “para incrementar la productividad en el trabajo y de esta manera aumentar la dedicación a las demás áreas de la vida personal”.

El éxito empresarial es posible trabajando seis horas al día

Por último, destaca Delgado, “la falta de tiempo” suele ser el argumento principal de los emprendedores que se consideran apartados de los resultados que les gustaría conseguir. “Precisamente el tiempo es la cuestión en la que somos todos iguales, desde Amancio Ortega y Bill Gates, hasta cualquier persona”, replica el CEO de Level UP, subrayando que “es posible conseguir el éxito empresarial trabajando seis horas al día”, algo “no solamente compatible y posible, sino también necesario”.

En este sentido, determina que “es posible incrementar la productividad mediante una mejor elección de tareas y una toma de decisiones basada en los objetivos”, y lo que en cada instante conduce “de la forma más rápida” hacia ellos. “De esta forma, no solo avanzas, sino que tienes tiempo para dedicártelo a ti y a lo que tú quieras, ya que la mayor parte de personas sienten frustración por no destinar tiempo a lo que desean, especialmente a su familia. La idea no es solo aumentar el rendimiento para generar más riqueza, sino alcanzar un estilo de vida más acorde con los propios valores y deseos personales”, remarca.

“No es una cuestión de tiempo, sino de productividad, de rendimiento, de priorización de tareas. De saber muy claramente qué es lo que más te empuja al resultado que buscas, y por supuesto estar en constante renovación, direccionando los esfuerzos a lo que de manera más efectiva te permita llegar al propósito”, sentencia Delgado, CEO de Level UP, añadiendo que, a pesar de su trascendencia, “es una cuestión fundamental a la que no se le presta la suficiente atención, y en cambio puede ser la clave para conseguir el impulso de una empresa hacia el éxito”.


X